Tierra de vientos. Revista digital de música andina. Cabecera
La tierra Los Andes geografía andina
    Tierra de vientos > La tierra > Geografía | Número 10 (May.-Jun. 2012)
    Por Edgardo Civallero

La Patagonia


La Patagonia

La Patagonia es la sección más meridional de América del Sur, en la actualidad dividida políticamente entre Argentina y Chile. Por convención, su límite norte se sitúa en la línea que une los ríos Colorado y Barrancas (Argentina) con el Seno de Reloncaví (Chile). El límite sur se ubica en ocasiones en el Estrecho de Magallanes, y en otras en el Cabo de Hornos.

El nombre "Patagonia" o "tierra de los patagones" fue dado a la región por el portugués Hernando de Magallanes. Durante el viaje en el que "descubriría" el estrecho que hoy lleva su nombre (y que separa la isla de Tierra del Fuego del continente americano), hizo escala en la bahía de San Julián (provincia de Santa Cruz, Argentina) y quedó impresionado por el tamaño de las huellas encontradas en la playa y por la estatura de los nativos Aonikenk (Tehuelches del sur) con los que él y su tripulación entraron en contacto. De acuerdo a algunas fuentes, Magallanes llamaría a aquellos hombres pata-grandes; según otras, "patagões", nombre inspirado en el gigante Pathoagón, personaje de la novela de caballería medieval "Primaleón". Sea como sea, Antonio Pigaffeta, el cronista de la expedición, dejó constancia del hecho anotando "Nuestro capitán llamó a este pueblo Patagones". Los mapas del siglo XVI, XVII y XVIII se apropiarían del término, marcando como Patagonia todas las tierras al sur del Río de la Plata y del Bío Bío.


Patagonia, en Wikipedia.
Patagonia argentina, en Wikipedia.
Patagonia chilena, en Wikipedia.


Hasta principios del siglo XX, buena parte de la Patagonia permanecía como terra incognita debido a su clima inhóspito y a la belicosidad de los pueblos indígenas, sobre todo los Mapuche, que presentaron una enconada resistencia a la conquista y a la presencia de extraños en sus tierras.

La Patagonia argentina suele dividirse en un área septentrional y una meridional, separadas por el paralelo 42º S, o bien en un sector andino (húmedo, cubierto de bosques y salpicados de lagos de origen glacial) cercano a la cordillera, al oeste, y uno estepario (árido y semi-desértico), que abarca el resto de la región. La Patagonia chilena es un territorio fuertemente marcado por la presencia de la cordillera andina, que desciende abruptamente al mar deshaciéndose en miles de fiordos excavados durante siglos por la erosión de los glaciares. Cubierta de bosques y lagos, dominada por los volcanes y los nevados, presenta asimismo algunas zonas de estepa y una breve llanura costera en donde se asientan las principales poblaciones.

Los Andes patagónicos, la sección más meridional de la imponente cadena montañosa y el principal accidente geográfico de toda la Patagonia, no superan los 2.500 mts. de altitud media. Se trata de un área con una fuerte actividad sísmica y volcánica, emplazada directamente sobre el llamado "Cinturón de fuego del Pacífico". Sus principales cumbres son el volcán Lanín (3.776 mts.), el Copahue (2.997 mts.), el Domuyo (la montaña más alta de la Patagonia, 4.709 mts.) y el Hudson (1.950 mts.), y picos como el Chaltén/Fitz Roy (3.375 mts.), el cerro San Lorenzo/Cochrane (3.706 mts.), el San Valentín (3.910 mts.), el cerro Torre (3.133 mts.) y las Torres del Paine (2.750 mts.). La mayor parte de estas cumbres son compartidas por Argentina y Chile, y muchas están rodeadas por áreas declaradas Parques Nacionales (Lanín, Fitz Roy) y albergan enormes glaciares (San Lorenzo, Fitz Roy, San Valentín).


Volcán Lanín, en Wikipedia.
Volcán Copahue, en Wikipedia.
Volcán Domuyo, en Wikipedia.
Volcán Hudson, en Wikipedia.
Monte Fitz Roy, en Wikipedia.
Cerro San Lorenzo, en Wikipedia.
Monte San Valentín, en Wikipedia.
Cerro Torre, en Wikipedia.
Torres del Paine, en Wikipedia.


Imagen 01. Volcán Lanín.
Imagen 02. Volcán Copahue.
Imagen 03. Volcán Domuyo.
Imagen 04. Volcán Hudson.
Imagen 05. Monte Fitz Roy.
Imagen 06. Cerro San Lorenzo.
Imagen 07. Monte San Valentín.
Imagen 08. Cerro Torre.
Imagen 09. Torres del Paine.


Los ríos más importantes de la región nacen en los Andes y se decantan por una de las dos vertientes cordilleranas. Hacia tierras chilenas bajan ríos de recorrido breve como el Petrohué (y sus famosos saltos), el Yelcho, el Cisnes, el Baker, el Aysén, el Bravo, el Pascua, el Serrano y el Azopardo, mientras que hacia el lado argentino descienden el Colorado y el Negro (que marcan el límite septentrional de la Patagonia en aquel país), el Senguerr (escenario de una legendaria batalla entre Tehuelches y Mapuches, la de Languiñeo, en 1865), el Chubut, el Deseado, el Santa Cruz y el Gallegos.


Río Petrohué, en Wikipedia.
Río Baker, en Wikipedia.
Río Aysén, en Wikipedia.
Río Colorado (Argentina), en Wikipedia.
Río Negro (Argentina), en Wikipedia.
Río Senguerr, en Wikipedia.
Río Chubut, en Wikipedia.


Imagen 10. Río Petrohue.
Imagen 11. Río Yelcho.
Imagen 12. Río Cisnes.
Imagen 13. Río Baker.
Imagen 14. Río Aysén.
Imagen 15. Río Pascua.
Imagen 16. Río Senguerr.
Imagen 17. Río Chubut.
Imagen 18. Río Deseado.


Los lagos patagónicos, ubicados en las faldas cordilleranas, son famosos por su belleza y su atractivo turístico, y suelen estar protegidos dentro de Parques Nacionales (Nahuel Huapi, Lago Puelo). En Chile destacan el Yelcho, el Todos los Santos, el Sarmiento y el Verde, mientras que en Argentina cabe mencionar el Cardiel, el Aluminé, el Lácar, el Nahuel Huapi, el Huechulafquen, el Puelo, el Argentino (en el cual desemboca el imponente glaciar Perito Moreno), el Viedma y el Moreno. Ambos países comparten los lagos Buenos Aires/General Carrera, Cochrane/Pueyrredón, O’Higgins/San Martín y Fagnano.


Lago Todos los Santos, en Wikipedia.
Lago Aluminé, en Wikipedia.
Lago Lácar, en Wikipedia.
Lago Nahuel Huapi, en Wikipedia.
Lago Huechulafquen, en Wikipedia.
Lago Argentino, en Wikipedia.
Lago Viedma, en Wikipedia.
Lago Moreno, en Wikipedia.
Lago Buenos Aires/General Carrera, en Wikipedia.
Lago Cochrane/Pueyrredón, en Wikipedia.
Lago O’Higgins/San Martín, en Wikipedia.
Lago Fagnano, en Wikipedia.
Glaciar Perito Moreno, en Wikipedia.


Imagen 19. Lago Yelcho.
Imagen 20. Lago Todos los Santos.
Imagen 21. Lago Aluminé.
Imagen 22. Lago Lácar.
Imagen 23. Lago Nahuel Huapi.
Imagen 24. Lago Huechulafquen.
Imagen 25. Lago Puelo.
Imagen 26. Lago Argentino.
Imagen 27. Lago Buenos Aires.
Imagen 28. Lago Cochrane.
Imagen 29. Lago O’Higgins.
Imagen 30. Lago Fagnano.
Imagen 31. Glaciar Perito Moreno 01.
Imagen 32. Glaciar Perito Moreno 02.


Los bosques de coníferas y fagáceas y la vegetación esteparia son las dos formaciones vegetales más abundantes en la Patagonia. La primera incluye el alerce, el pehuén o araucaria, el arrayán, el roble pellín, el notro, el canelo (o foye, árbol sagrado de los Mapuche), el maitén, la caña colihue (empleada para fabricar trutrukas), y las "hayas meridionales" (coigüe, ñirre y lenga). En la última destacan las gramíneas, los matorrales de coirón y algunas especies de algarrobo.

La fauna se compone de cérvidos como el huemul y el pudú, pumas, maras (liebres patagónicas), guanacos, zorros, cóndores, cisnes de cuello negro, cauquenes (gansos patagónicos) y choiques o ñandúes (avestruces americanos). En la zona litoral se encuentran lobos y elefantes marinos, delfines, pingüinos, albatros, cormoranes y ballenas. Éstas últimas (ballenas francas australes) se concentran sobre todo en los alrededores de Península de Valdés (provincia de Chubut, Argentina).


Imagen 33. Pehuenes.
Imagen 34. Arrayanes.
Imagen 35. Robles (pellín).
Imagen 36. Canelos.
Imagen 37. Colihues.
Imagen 38. Notros.
Imagen 39. Estepa patagónica.
Imagen 40. Guanacos patagónicos.


Toda la geografía patagónica está llena de sentidos para los pueblos originarios que la habitaron: los Mapuche, los Gününa-küna (Tehuelche del norte), los Aonikenk (Tehuelche del sur), los Yagán (Yámana), los Qawásqar (Alacaluf) y los Selk’nam (Ona). Desde los volcanes, que albergaban las almas de los pillan o antepasados míticos Mapuche, hasta el cerro Chaltén o Fitz Roy, sagrado en las leyendas Aonikenk, cada rincón y cada habitante de ese territorio a veces desolado, a veces cubierto de densas arboledas, solía tener un significado muy determinado. Un significado que, en muchos casos, sigue perpetuándose a través de la música y del canto, antiguo y moderno, que resuenan en la extensa Patagonia.


Imagen A


> Arriba    |    > La tierra    |    > Portada    |    > In English